lunes, 4 de marzo de 2013

Florencia: los secretos de la cúpula de Brunelleschi


Queridos enamorados,

Hoy aprovecharé para hablaros de los secretos de una de las maravillas arquitectónicas de
Florencia, la cúpula de la catedral de Santa María del Fiore

Foto de foto de DaniFdezKarbo en flickr

Los fiorentinos la llaman el "cupolone" por su grandiosidad y opulencia, y es que esta obra maestra del gótico del renacimiento italiano se ve desde desde muchísimos puntos de la ciudad, y es bien difícil ignorarla. Aún hoy es el edificio más alto de la ciudad. Y si alguna vez tenéis la suerte de venir a Florencia,  no sólo veréis la espectacularidad de la cúpula desde las "alturas" si vais al Piazzale Michelangelo, también la descubriréis cuando lleguéis en tren, unos metros antes de llegar a la estación de Santa Maria Novella, ya desde el vagón mismo veréis despuntar la cúpula del Duomo con otras torres e iglesias de la ciudad: ya estais muy cerca!

cúpula de Santa Maria del Fiore, Florencia

Aproveché la última visita de una de mis mejores amigas hace pocos días, para subir arriba de todo de la cúpula de la catedral ..... hacía bastante tiempo que lo quería hacer! No me daban miedo los 463 escalones que se tenían que subir, sólo quería saber que se sentía al sacar la cabeza, una vez superado el último escalón y ver por mí misma la ciudad con ojos nuevos: Florencia desde una altura de 107 metros! Espectacular! Hay que subir, vale mucho la pena! Mientras subáis, y antes de hacer los últimos escalones tendréis la oportunidad de deteneros y ver de cerca, los frescos de la cúpula pintados por Vasari, una maravilla!
 
                                                   observando el panorama desde la cúpula

El nombre de la catedral, "Santa María de la Flor", se refiere al lirio, símbolo de la ciudad. Se empezó a construir en 1296 y se terminó en 1446. Se empleó tanto tiempo por la dificultad de levantar a partir de la base octogonal, única en el mundo. La cúpula es obra del arquitecto
Filippo Brunelleschi y se construyó entre los años 1420-1436. Fue la primera cúpula de la historia que se levantaba sin utilizar un andamio de madera, y era la más grande construida hasta ese momento.

                                             Campanario de Giotto, Catedral de Florencia


Mirad estos datos:

- La base de la cúpula se encuentra a unos 55 metros del suelo.
- La altura desde su base es de 34 metros.
- La linterna sobre la cúpula tiene 21 metros.La cúpula hace 34 metros y pesa 37.000 toneladas aproximadamente.
- Para su construcción se han utilizado durante más de cuatro millones de ladrillos.
- La altura total de la catedral, con la cúpula y la bola dorada y la cruz que la corona es de 116,50 metros.


Los ladrillos, colocados entre los nervios de mármol blanco de la cúpula, forman una estructura entrelazada que se aguanta a sí misma. Brunelleschi copió la técnica del Panteón de Roma.
  
vistas de Florencia desde la cúpula de la catedral


La construcción de esta
maravilla arquitectónica ha sido sepre rodeada de enigmas: aún no se sabe con certeza qué técnicas utilizó Brunelleschi para conseguirlo. Gracias a sus conocimientos matemáticos fue capaz de crear un nuevo sistema de construcción, que mantuvo en secreto. De hecho, Brunelleschi no solía escribir sobre sus inventos, e incluso otros sus compañeros, matemáticos y arquitectos, no dejaron ningún documento escrito.
Otra curiosidad es que entre la noche del 26-27 de enero de 1601 una fuerte tormenta hizo que un rayo cayera exactamente sobre la bola que corona la cúpula, haciéndola caer con sus 1800kgs de peso y rompiendo algunas piezas de mármol de la linterna. Menos mal que no pasó nada y nadie resultó herido. Como recuerdo de este hecho, se decidió señalarlo con una pieza de mármol blanco que se encuentra en el suelo, en el mismo lugar donde cayó detrás de la catedral en la calle Oriuolo.
Una gran estatua de Brunelleschi se levanta ante el
Palazzo dei Canonici, en la Plaza del Duomo, lo veréis sentado mirando pensativamente hacia su obra capital, precursora de muchas consecuciones arquitectónicas posteriores.

                                           Catedral vista desde el Palazzo Vechio, Florencia

Para quien quiera subir dal de todo de
la cúpulaaqui teneis informacion sobre el precio de la entrada y los horarios.


Y es que de una de las cosas que estoy más satisfecha, es la de poder estar bien cerca de esta querida ciudad: con frecuencia voy los fines de semana, para dar un paseo con calma para disfrutar de la monumentalidad, y descubrir nuevos rincones, nuevos lugares y claro, siempre pasando por delante de la catedral. Cuántas historias y secretos que esconden todavía tantos y tantos
rincones de Florencia ... seguro que pronto descubriremos tantos otros juntos!

Gracias Dani de nuevo por tu fotografia!

Hasta el próximo cuaderno,

Gemma Grau Solé